Seguimos con nuestro propósito de comer bueno y sano. Esta vez os proponemos un rape con patatas al estilo asiático de Pablo Torneiro, que ha tenido la amabilidad de cocinar para nosotros. Como algunos de vosotros sabéis, participó en la última edición del programa Masterchef y es además un buen amigo de la Platjeta. Podéis ver algunos de sus platos en su perfil de Instagram.

Buen provecho!

Rape con patatas al estilo asiático

Receta para 4 personas

1. El aceite de cítricos

Para esta receta combina muy bien el aceite infusionado con notas cítricas.  Yo lo he hecho con  aceite de girasol (unos 200 ml aproximadamente), un tallo de citronela cortada fina y tres hojas de lima kaffir pero en casa lo podéis hacer con piel de limón o de lima.  

Para infusionar el aceite, lo hemos calentado con los otros infredientes a 70ºC y lo dejamos infusionar durante 12h. Si no tenéis termómetro, podéis calentarlo a fuego lento (que no hierva!) o en el horno. Despues colamos y reservamos el aceite. Es importante guardar el aceite en la nevera, por debajo de 4ºC.

2.  El caldo Dashi

Para hacer el caldo usamos 1 litro de agua y le añadimos 20 g de alga kombu y 30 g de Katsuobushi. No os asustéis, estos ingredientes se encuentran facilmente en tiendas de productos asiáticos.

Dejamos el kombu en remojo durante una o dos horas en frío. Luego, calentamos a fuego lento a unos 60/70ºC. Podéis comprobarlo porque observaréis unas burbujas alrededor de las algas. Retiramos las algas del caldo con un colador. Estas algas se pueden volver a utilizar para un caldo más suave.

Hervimos el caldo y tapamos para evitar evaporación. Retiramos del fuego. Añadir Katsuobushi.  Dejar 2 o 3 minutos, retirado del fuego. Colamos el caldo para separar las algas.

3. El rape

Necesitamos los lomos de rape sin piel. Doramos los lomos a la plancha sin cocinarlos y los reservamos. Salteamos los champiñones laminados.

4. A  cocinar

Juntamos el caldo y la patata pequeña con piel durante 15 minutos. Casi al final de la cocción, le añadimos los champiñones y el rape, los dejamos hirviendo a fuego lento durante 2-5 minutos.

El aliño o sazón final es a base de aceite de cítricos y shichimi togarashi.

Si queréis darle un toque aún más oriental, podéis cocinar el caldo con salsa de pescado tailandesa, salsa de soja kikoman y salsa de saque reducido.

 

Quien nos iba a decir que un rape con patatas de toda la vida se podía transformar en toda una explosión de sabores orientales! Los que pudimos probar el plato lo encontramos buenísimo además de muy bonito. No quedó ni rastro. Os animáis a cocinarlo?

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Atenció: Mitjançant l'enviament d'aquest formulari declares haver llegit i acceptat l'Avís Legal.